Lo que posiblemente no sabías de la estiba

En el afoto de arriba, miembros y miembras de la coordinadora de estibadores del puerto de Valencia y otros compis con una ampliación de regalo de la portada de La Publicación nº 4

Guía del conflicto de los estibadores de pí a pú:

Los estibadores son unos privilegiados…

…PORQUE COBRAN MUCHO

LP4-Abril 2017. Sí, cobran “mucho”. Aunque su salario base es un tercio del de un diputado. En Valencia, 1.026 frente a 2.800. También, como los diputados, pueden llegar a cobrar mucho más, pero con dos diferencias esenciales. La primera es que los estibadores lo hacen currando más mientras los segundos lo hacen por dietas y complementos por ser miembro de una mesa, una comisión, por bonos transporte y alojamiento, gastos de representación y de libre disposición,… así el sueldo total de un diputado (8.000-9.000) suele duplicar al de un estibador.

La segunda y no menos importante es que mientras el sueldo de diputado sale de nuestros bolsillos (lo pagas tú), el de un estibador sale de las empresas que los contratan: los estibadores no son empleados públicos. De hecho, las pregubilaciones forzosas nos van a costar mucho más del bolsillo que las “multas” que impone Bruselas para forzar la privatización de la estiba

Así que si vamos a comparar sueldos “privilegiados” habría que hacerlo no con diputados sino con los sueldos mejor pagados del sector privado, y según Infojobs el oficio de estibador no está entre los 10 primeros. O compararlo con directivo y ejecutivos de la Banca y las empresas de Energía y Telecomunicaciones, que rondan el medio millón de euros mensuales y se dedican al lucrativo negocio de la usura, a echar a la gente de sus casas y pedir austeridad a los demás.

En resumen, los estibadores tienen el privilegio de tener un sueldo digno, que según dicen ellos «es lo que deberían tener todos».

Además, la privatización no supondrá una bajada de costes para las empresas usuarias sino que lo que les quitan a los trabajadores se lo quedarán las empresas intermediarias: ya ha ocurrido en Portugal, donde los estibadores en Oporto cobran 600 al mes pero los precios de la estiba no han bajado ni un euro.

TIENEN JORNADAS DE 6 HORAS

Sí, la jornada laboral es de 6 horas, dependiendo de la carga de trabajo. A veces deben enlazar 2, 3 y hasta 4 jornadas, con el añadido de que los turnos no se pueden planificar con antelación y los trabajadores deben esta a disposición permanente de la empresa, pues depende del tráfico del puerto en cada momento. Igualito que la “semana inglesa” de sus señorías (y las siestas que se pegan entre semana…).

Europa obliga a “liberalizar” la estiba

LA SENTENCIA Y SANCIONES EUROPEAS

Al tener una concesión en exclusiva, la empresa estibadora funciona en régimen de monopolio, que es lo que denuncia la Comisión Europea, que pretende que el capital privado se apropie de esa actividad económica e imponga sus intereses.

Empresa y sindicatos presentaron en julio de 2015 un documento consensuado como base para la negociación: para acatar la sentencia europea sin perder derechos laborales. Mariano se lo pasó por el plasma haciendo lo que mejor sabe hacer: nada. Y a cagaprisas en marzo de 2017 presentó un decreto-ley estrafalario que recogía ocurrencias y recortes que Bruselas no exige y que fue rechazado en el Congreso.

Lo llaman “liberalización” pero en realidad es una privatización, pues quedará controlado por un oligopolio de grandes empresas con JP Morgan a la cabeza.

Mariano se rasga las vestiduras con los estibadores pero no es ni mucho menos el único “tirón de orejas” de la CE al gobierno: Sanciones por no multar a Volkswagen por la estafa de sus motores, falseamiento del déficit de la Generalitat Valenciana (PP), multas multimillonarias por vertidos ilegales en el Mediterráneo,  requerimientos por la obstaculización o criminalización de las energías renovables, por no investigar los crímenes franquistas e incumplir la ley de Memoria Histórica, por no obligar a la banca a devolver del dinero estafado por las cláusulas suelo y el cobro fraudulento de comisiones, advertencia de que la ley hipotecaria española vulnera las leyes comunitarias y la protección de los consumidores… la lista es interminable.

Claro que no todo lo que viene de Bruselas es chachi y estas últimas cuestiones son más un «bla bla bla, ¿ola k ase?» porque ya se han encargado de que no tenga sanción alguna, que entre bomberos no se van a pisar la manguera.

¿Y AHORA QUÉ?

Más allá del tema estiba, que pinta crudo, el rechazo parlamentario al decreto-ley y la constatación de que la organización criminal que nos gobierna ya no puede hacer lo que quiere a golpe de “ordeno y mando” puede abrir mejores condiciones para tod@s. Segundo asalto: la Ley Mordaza.

No lo llames liberalización, llámalo privatización

¿Y quién se va a quedar al mando de la estiba? Un oligopolio de grandes empresas entre las que destaca JP Morgan.

JP Morgan interviene en las subastas eléctricas trimestrales alterando los precios en beneficio propio y sawueando a los consumidores, una práctica opaca que ningún gobierno de turno ha querido investigar, pues tienen sillón reservado en los consjos de administración de las empresas beneficiarias

JP Morgan se enriqueció escandalosamente con las subprime, eliminó competidores con la comercialización de bonos basura y el rescate de los fondos de Freddie Mac y Fanny Mae de la mano de la Reserva Federal de EEUU.

JP Morgan influye en las calificaciones de riesgo de empresas y países como España para especular con ellas  y saquear gobiernos y países enteros.

JP Morgan también ha “influido” en el Consejo europeo a través de su importante lobby para sancionar a España por cada día que pasa sin hincarle el diente a la estiba.

No lo llames “liberalización”, llámalo robo, saqueo y estafa. Gracias Mariano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *